5 preguntas frecuentes sobre el postparto


Después del nacimiento de tu bebé, comienza una nueva etapa que requerirá de un período de adaptación: el postparto.

postparto

Durante las 6 u 8 semanas siguientes al parto, tu cuerpo irá cambiando hasta que recupere su estado normal. Es un proceso natural, pero te surgirán dudas que por nuestra experiencia son las más frecuentes en el postparto:

¿Qué son los loquios?

Es el sangrado que se produce después del parto. Tienen un olor más fuerte que la menstruación, porque junto con la sangre se eliminan secreciones y exudados provenientes del interior del útero, del cuello y de la vagina.

Los primeros días serán de color rojo y seguramente abundantes, incluso con algún coágulo, pero progresivamente pasarán a ser rosados y más escasos, hasta adquirir el aspecto de flujo normal.

Los loquios duran entre 25-30 días y es importante que te cambies con frecuencia de compresa y que evites usar tampones.

Mientras tengas loquios es mejor que te duches y que evites los baños. Deberás posponer las relaciones sexuales con penetración hasta que finalice el sangrado.

¿Qué son los entuertos?

Después del parto, el útero se contrae para recuperar su tamaño y para evitar el sangrado en el lugar donde estaba la placenta. Cuando es el primer parto estas contracciones no son dolorosas, pero en los partos posteriores suelen serlo, ya que la musculatura uterina está más flácida. Duran 2 ó 3 días y se conocen como entuertos. Si das el pecho a tu bebé, las notarás más frecuentes e intensas mientras esté mamando, ya que la succión de tu bebé provoca la liberación de oxitocina.

¿Qué es la episiotomía?

La episiotomía es el corte, que, en ocasiones, hay que realizar durante la salida de la cabeza del bebé. Como cualquier herida, hay que mantenerla limpia y seca. Para ello, hay que lavarla cuidadosamente dos veces al día con agua y jabón. La sutura de la herida se realiza con puntos que se reabsorben y se caen solos. Los primeros días, el hielo y los analgésicos te pueden ayudar a aliviar el dolor.

¿Cuándo tienes que acudir a la primera revisión?

Es conveniente que realices una visita a tu  ginecólogo en torno a los 7 o 10 días después del parto. En este primer control, te valorarán tu estado físico y anímico, si existe alguna dificultad con la lactancia o con los cuidados de tu recién nacido. En torno a los 40 días se realiza un segundo control para comprobar que tu cuerpo se ha recuperado del parto, comprobar el estado de los músculos de tu suelo pélvico y valorar la necesidad de un anticonceptivo en esta nueva etapa.

Cuando acudir al médico en el postparto

Los síntomas de alarma y que debes consultar inmediatamente con tu médico son:

    • Fiebre de más de 38ºC.
    • Sangrado que no disminuye o que tiene un olor fétido.
    • Problemas en la episiotomía (dolor importante, mal aspecto de la herida, separación de los bordes…)
    • Problemas con la lactancia materna.
    • Tristeza profunda o sensación de incapacidad para cuidar a tu bebé.

Si tienes cualquier otra duda sobre el postparto o cualquier otra duda o preocupación, consúltanos, estamos para ayudarte

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *