Que es el suelo pélvico y como ejercitarlo


suelo pélvico

¿Qué es el suelo pélvico ?

El suelo pélvico es un conjunto de músculos que se extienden desde la parte delantera de la pelvis hasta el cóccix, en la espalda. Imagínalo como una hamaca  flexible de apoyo para la vejiga de la orina, el útero o matriz y el intestino inferior.

Tiene unos orificios para que los conductos de la uretra, el ano y la vagina (en el caso de las mujeres) pasen y sus músculos, normalmente, se enrollan firmemente alrededor de estos conductos.

Funciones del suelo pélvico

Este conjunto de músculos desempeñan una serie de funciones vitales en la salud y el bienestar diarios de la mujer, ya que nuestros órganos internos se apoyan sobre él. Tenerlos fuertes y tonificados es esencial para el mantenimiento y control de nuestros esfínteres urinario y anal porque, aunque no podemos verlos, son los que nos ayudan a que controlemos cuando ir o no al baño.

También juegan un papel importante en la función sexual: durante el orgasmo los músculos del suelo pélvico se contraen rítmicamente, durante el embarazo soporta el peso extra del bebé, y más adelante es el que ayuda a empujarlo a través de la vagina durante el parto.

Debilitamiento del suelo pélvico 

Sí, los músculos del suelo pélvico pueden debilitarse simplemente por el exceso de peso durante el embarazo, por el parto, la obesidad u otras condiciones médicas. Así mismo, durante la menopausia el suelo pélvico puede perder tono debido a los cambios hormonales en el cuerpo. Unos músculos pélvicos puede conducir a una serie de trastornos que incluyen incontinencia urinaria (¡incluso al toser o reír!), incontinencia fecal o el prolapso de órganos pélvicos.

Menopausia y suelo pélvico

La menopausia es un periodo fisiológico en la vida de las mujeres que se caracteriza por los cambios hormonales . La Organización Mundial de la Salud (OMS, 1994) la define como: “cese permanente de la menstruación, determinado de manera retrospectiva, después de 12 meses consecutivos de amenorrea, sin causas patológicas”. La edad media de presentación se establece en 48,5 ± 3,8 años. En este periodo la función ovárica desciende de manera progresiva, lo que conlleva una disminución paulatina de estrógenos y progestágenos, lo que conlleva cambios a nivel de todos los sistemas y repercute en mayor o menor grado en el bienestar físico y psíquico de la mujer.

A nivel del sistema músculo esquelético la menopausia conlleva grandes cambios. Disminuye el tejido óseo, el muscular, las fibras musculares se encojen, se deposita grasa entre ellas y pueden ser remplazadas por tejido fibroso más duro. También disminuye la fuerza muscular, el uso periférico de oxígeno, con lo que la capacidad de hacer ejercicio. Las fibras musculares tipo II, de acción rápida se ven más afectadas que las fibras tipo I de acción más lenta. Las motoneuronas reducen densidad. Todos estos cambios musculo-esqueléticos hacen que la menopausia sea una etapa en la que la mujer debe poner especial atención en los cuidados del suelo pélvico para prevenir las patologías asociadas a su deterioro.

Como fortalecer el suelo pélvico

Sí, como cualquier otro músculo, los músculos del suelo pélvico pueden ser ejercitados y entrenados. La forma más fácil de fortalecerlos es practicando los conocidos ejercicios de Kegel, que consisten en unos simples movimientos de contracción y relajación que se pueden hacer en casa. Usando dispositivos como los ejercitadores con peso, que añaden resistencia, o entrenadores personales que te indican cuando contraer o relajar, puedes fortalecer los músculos del suelo pélvico haciendo ejercicios de Kegel, pero de una manera más eficaz.

Como una ventaja adicional, además del control de esfínteres, está probado que los ejercicios de Kegel mejoran la satisfacción sexual y el orgasmo.

Mantener el suelo pélvico en forma es importante para todas las mujeres. Si sospechas de que puedes tenerlo debilitado o quieres saber más acerca de cómo fortalecerlo, no dejes de consultarnos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *